sábado, abril 07, 2012

Un sábado para reflexión ... Pascua ... El Puente





Yo creo que muchos van por la vida conociendo los hechos alrededor de la vida de Cristo sin completamente darse cuenta de lo que significa.  En mis andaduras con Cristo, poco a poco voy llegando a conocer su significado. 

Jesús nació milagrosamente, vivió una vida ejemplar, murió injustamente, resucitó al tercer día ... ahora, ¿lo que tiene todo eso que ver con mi vida?

Imaginaos que tu has matado a alguien, tu camisa está llena de sangre y mereces la cárcel.  Viene tu hermano mayor, te quita la camisa sucia de sangre, te da la suya que está limpia.  Cuando llega la policía, ¿ a quien llevará?  Al hermano mayor que se ha hecho culpable en tu lugar.  Fue lo que hizo Jesús por nosotros. 

Jesús el el puente entre Dios y el hombre.

Otra manera de poner es que había un abismo entre nosotros en nuestros pecados, puedes no haber matado a nadie pero todos somos culpables del pecado de rebelión contra Dios que se manifiesta en una vida que muchas veces no refleja lo que nos enseña la Biblia. No solo consideremos los pecado claros como matar, mentir ... Jesús nos enseña durante su ministerio que el odio, la envidia, los pensamientos impuros ... todos cuentan para hacernos pecadores.  

Quisiera compartir un vídeo que cuenta la historia de un padre ... trata de encontrar la relación entre esta historia y la historia del amor de Dios hasta la humanidad.  Más abajo, una versión de 5 minutos.  

30 minutos:



5 minutos:





2 comentarios:

MARISELA dijo...

Gracias por traer esta reflexión en un día en el que todos deberíamos reflexionar sobre nuestra vida y sobre cómo reflejamos en ella a Jesús, el Hijo que vive y muere por nosotros constantemente. Y muchos creen que Jesús vivió y murió, pero no creen que resucitó para que nosotros resucitemos un día en Él. Y aún peor: no creen en que día a día pasamos de largo junto a los hijos de Dios que sufren y penan por el mundo, por las desigualdades, por la pobreza, pero, sobre todo, por no conocerle. Un abrazo en este día, hermana en Jesús.

Mara dijo...

Hola, Marisela, gracias por tu comentario tan oportuno ... si que compartimos la carga por los que sufren. Como bien lo dices, somos, los que seguimos a Jesús, sus embajadores. Tenemos que no solamente tener conciencia de los problemas pero ser las manos y los pies de Jesús, ir y hacer el bien en Su nombre. Un gran beso y que tengas un fin de semana estupendo!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...